La isla interior

La isla interior

martes, 18 de noviembre de 2014

Las chicas no lloran

No soy de mucho llorar. Y eso que soy muy sensible. Eso dicen, vamos. Lloro en dos ocasiones bastante diferenciadas, de rabia e impotencia o cuando me emociono con la gente, con algún gesto tierno, con alguna palabra amable, con los niños o animalitos que sufren. De resto, aguanto bastante bien las tempestades. Eso sí, evito llorar en público. No porque crea que esté mal, pero no me sale. 


Si les soy sincera, me gustaría llorar más a menudo. No por cualquier cosa. Sino cuando lo necesite. Cuando note esa especie de lluvia incipiente en el fondo de los ojos o ese suspiro apretado. Irme a un sitio y llorar. Hay que desahogarse. Hombres y mujeres. Cada uno tiene su forma. Tengo un compañero que se queja y grita por todo. Un día me preocupé y le dije que no se tomara las cosas así. Y me contestó que si no soltaba esos enfados se sentía fatal y que echándolos, se quedaba como un rey. Y yo pensando que le podía dar un infarto. Yo me enfado bastante poco. Aunque tengo carácter. Y utilizo un lenguaje muy cínico, correcto, sin insultos ni palabrotas, pero dañino como una daga. 



Esa poca frecuencia, ese carácter algo lánguido y risueño, hace que si estoy reflexiva o triste, me vuelva gris. Y tengo que controlar la tonalidad. No puedo llegar al gris marengo. Debería llover antes entonces. Necesito llorar más. Para limpiar. Para sanar. Las tonterías de cada uno. Sus cosas. Importantes o no. Pero que aparecen y piden solución. Resolverlas y llorar para que se vayan. ¿Y ustedes son llorones? 


 P.D. Un chico me preguntó si había llorado al ver esta película. Se extrañó mucho cuando dije que no. Me miró algo asombrado. Yo le dije: es que yo no soy de llorar mucho..




jueves, 13 de noviembre de 2014

Relatos salvajes


Tenía reseñas de personas con gustos parecidos a los míos. También de otros amigos con buen criterio. Era cuestión de tiempo. Sé que muchos ya la han visto. Pero en esta ocasión jugué con ventaja. Aposté a caballo ganador.



Bien es verdad, que si estaba Ricardo Darín, iba a ir a verla sí o sí. 
 

Alucinante la interpretación de Érica Rivas. 


Darío Grandinetti, siempre correcto e inquietante.

 Y Leonardo Sbaraglia, al que sigo desde casi sus inicios, con "Plata Quemada", siempre consigue taladrarme con esa mirada de lobo. 



Se resume muy bien en estas frases de Carlos Boyero : "Hay humor en estos sucesos bárbaros, y siempre es liberador reírse, pero es una gracia muy negra. Y es transparente la inteligencia, la osadía y la crueldad de un director tan original como perturbador"  (Completa la crítica aquí)

Y la mía es tan sencilla como que pasé de la risa al terror en cuestión de segundos. En que hubo violencia, sí, pero que puede ser real. En que lo salvaje, puede tener mucha sangre, pero, ¿cuánto puede llegar a soportar el ser humano en aras de una sociedad en armonía?

martes, 11 de noviembre de 2014

En Madrid sí compre ropa, faltaría más.

Ya lo sé. No queda bien ahora poner estos colores, estampados y prendas frescas. En pleno noviembre. Como cuando nos presentan las colecciones de primavera-verano 2015, pero en versión retro. Sí, lo confieso, me llamo Belén y fui de compras a Humana. Con tan buena suerte, que todos esos trapitos que van a ver ahora y que me servirán para renovar el vestuario casero y playero del próximo año, me salieron a 1,50 la pieza y les juro, que están en mejor estado, que lo que me he puesto este año "para estar en casa" 






Por 9 euros voy a estar fresca, con "nuevos aires" y sin vergüenza de subir a la azotea a tender o abrirle al de la bombona. Hay que hacer algunos arreglos, tirantes, elásticos muy apretaos, pero por lo menos, no tienen manchas de lejía, ni agujeros, ni la tela transparente. No sé si me entienden...

martes, 4 de noviembre de 2014

Sigue existiendo

¡Y tan cerca! No me gustaría etiquetar ese comportamiento, se podría llamar machismo, corto de miras, retrógrado. No creo que sea tan simple. Lo que sí me da es mucha tristeza, es que quienes siguen juzgando a la mujer de manera peyorativa simplemente por ser libre, son hombres y mujeres jóvenes. Ya no hay que mirar tan atrás, no son solo las generaciones más antiguas. 


http://www.pinterest.com/pin/449445237782778198/ /Pin de Sandy Barahona


Puede ser un compañero de trabajo. Tu amiga de toda la vida. Un familiar cercano. Una mujer con ideas claras es un peligro. Una mujer que quiere ser independiente, madre y emprender algún sueño es una irresponsable. Una mujer que es madre y al mismo tiempo mujer, amiga, trabajadora y va a cines y a conciertos, no es una buena madre. Todo esto, que así escrito parece una aberración, es cierto en algunos casos. No en todos. Pero hay que acompañarse de la gente adecuada. Si no, corres el peligro de que te aparten, te juzguen, te etiqueten y te arranquen la esencia. Una mujer no puede estar sola un tiempo. No puede bromear con sus amigos masculinos. No puede enamorarse ni equivocarse. Nuestros errores son lastres. Los suyos una hazaña que celebrar. 
No soy una feminista radical, creo que en la igualdad de trato, creo que las mujeres tenemos derecho a serlo y a ejercer como tales, como personas con ideas propias, con cultura, con creatividad, con tiempo para pensar...

lunes, 3 de noviembre de 2014

Rozalén en Tenerife

El sábado estuvimos de concierto. Y fue mágico. Sus canciones ya me gustaban por diferentes. Pero el directo fue espectacular. Era como si estuviéramos entre amigos. Y todos los músicos estaban felices y emocionados. El auditorio Teobaldo Power de La Orotava, lleno a reventar. Fuimos un grupo de amigos y algunos llevamos a nuestros niños. En una canción, la de "Las hadas" los llamó al escenario (había un montón de críos) y les puso el micrófono para cantar. Fue muy emocionante. 



La última foto es de Jesús Bilbao, fotográfo profesional, las otras, obviamente, mías. Les dejo con un autorretrato desastroso, para que vean cuán pelirroja estoy y cómo me estiré el pelo para el evento. 






Los niños se portaron bastante bien, pero a las once estaban muertos, pobres. El mío dice que al próximo irá cuando tenga mi edad...jajaja.

jueves, 30 de octubre de 2014

No me aburro nunca

Cuando llegué a Madrid aquel domingo y tras los periplos propios de alcanzar la capital y localizar mi hostal, me lancé a la búsqueda de Anita y Mr. Mus. Luego me relajé y pasé aquella tarde inolvidable. 

El lunes, comenzaba el trabajo, quería aprovechar al máximo ese curso, tanto por interés como por el lujo que supone hoy día que te den formación, así que, a desayunar como se desayuna en la península.



Después de una jornada intensa de mañana y tarde, frené la ganas de hacer lo de siempre (ir de compras) y fui a descubrir lugares que no conocía. 



Primera vez que disfrutaba del río Manzanares. 


Y como no me sé hacer selfies, pues opté por la fórmula tradicional. Pedí por favor que me sacaran una foto. No se crean, le hice una faena a la chica, tenía las manos ocupadas, móvil, bolsas, etc...


 Y me interné en la Casa de Campo.


 Y comprobé que estábamos en otoño.




Y anochecí en Madrid Río.

miércoles, 29 de octubre de 2014

Organización

Me las prometía felices este mes de noviembre. Conciertos, cine y eventos varios. Tranquilidad en mis ratos libres...Vivir al día. 

Pero, consultas esa página que sabes que te va a dar una noticia, en algún momento y de repente está ahí, y entras en estado de aturdimiento.


 

¿Qué hago? ¿Me dará tiempo? Pero si no he estudiado nada. Pero es que si no voy. Son tan pocas plazas. De dónde saco el tiempo. Y si tengo suerte?






Pues nada, que sí, que lo voy a intentar. Que voy a organizarme. Que voy a optimizar mi escaso tiempo. De un mes agónico no muere nadie. Para motivarme, el desk planner que compré con Anita en Hema. A ver si poniéndolo bonito, consigo emprender tan aburrida y ambigüa tarea. ¡ A estudiar!
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...